Justicia por Nicole Saavedra Bahamondes

Valentina Leda y DER.cl  25.06.2021

Nicole Saavedra Bahamondes nació el 9 de agosto de 1992 y vivió toda su vida en la localidad de El Melón (región de Valparaíso) junto a su madre, su tía, su prima y su abuela.

Su familia y amistades cuentan que era una persona muy cariñosa y alegre, un gran apoyo para quien lo necesitara, que le gustaba mucho cocinar y era muy activa en redes sociales. Tenía muchas ganas de terminar sus estudios de Prevención de Riesgos para poder ayudar a su madre.

Nicole era una joven lesbiana, desde pequeña manifestó su orientación sexual. Su expresión de género camiona, se alejaba totalmente de lo esperado socialmente para una mujer, por su forma de hablar, de vestir y de amar.

Un crimen de lesbodio

Durante su vida fue víctima de amenazas y agresiones físicas en la calle por su orientación sexual y su expresión de género. A Nicole le gritaban “te haremos mujer”. Incluso en una ocasión fue duramente golpeada. Su madre, Olga, siempre vivió con miedo por lo que pudiese pasarle.

La mañana del día sábado 18 de junio de 2016, luego de haber asistido a una fiesta en Quillota en la casa de sus amigues, Nicole fue vista por última vez en el paradero de la micro que la llevaba a su casa.

Como no llegaba a su hogar, la familia comenzó a movilizarse para encontrarla y acudieron a denunciar su desaparición ante las policías. Comenzaron una búsqueda que llegaría a su fin el 25 de junio, cuando un trabajador de una parcela en Limache encontró su cuerpo amarrado con evidentes signos de tortura, maltrato y abuso sexual.

Las investigaciones indican que Nicole habría muerto alrededor de 30 horas antes de ser encontrada. Ella estuvo viva recibiendo distintos ataques, torturas y malos tratos. No fue encontrada a tiempo.

Lo que más indigna a la familia fueron las omisiones de la policía, ya que su desaparición fue denunciada de inmediato, sin embargo, las labores investigativas fueron muy deficientes por los prejuicios de quienes investigan sobre la desaparición de mujeres.

Justicia por Nicole Saavedra Bahamondes

Apenas se supo de la desaparición y asesinato de Nicole, su familia, personas cercanas y organizaciones se reunieron en torno al movimiento “Justicia para Nicole”, exigiendo avances en la investigación y respuesta judicial por el terrible crimen. 

Pasaron más de 3 años de investigación para que la fiscalía identificara al asesino recién en octubre de 2019. Durante este tiempo, primero la familia de Nicole, y luego personas autoconvocadas y organizaciones feministas y disidentes se fueron sumando, y manifestándose en las calles, ante la fiscalía y en los medios de comunicación por la lentitud en dicho proceso. 

Finalmente, en enero de 2020, Víctor Pulgar Vidal, un chofer de micro, fue formalizado como el autor del lesbicidio de Nicole. Para esa fecha, Pulgar ya había sido encarcelado por dos delitos de violación.

Actualmente se espera la realización del juicio. La fiscalía solicita una pena de presidio perpetuo calificado por los delitos de homicidio con violación, secuestro, hurto y receptación.

Respuesta del Estado y la sociedad

La familia de Nicole y diversas organizaciones denuncian la grave negligencia ocurrida en la investigación del caso de Nicole. Se ha impedido el derecho de acceso a la justicia, pues la inactividad y las omisiones de la fiscalía retardaron los avances en el esclarecimiento de los hechos. El Estado debe responder.

Desde estos espacios, explican que la actitud de indiferencia se debe a la discriminación hacia la condición de mujer, lesbiana, pobre y habitante de una localidad rural de la víctima. Afirman que perseguir a los culpables no era una urgencia para las instituciones.

El caso de Nicole no ha tenido el impacto social o mediático de otros crímenes. Ni las instituciones ni la sociedad en general parecen comprender la gravedad de un asesinato por la orientación sexual o la expresión de género. 

Además, se ha criminalizado a quienes se han manifestado exigiendo justicia por Nicole. Su prima, María Francisca Bahamondes y otras cuatro compañeras arriesgan hasta 3 años de cárcel por las manifestaciones ocurridas en la fiscalía para exigir avances en el caso.

A 5 años de su muerte #SinJusticiaNoHayOrgullo

Desde el año 2016, el nombre y recuerdo de Nicole Saavedra se encuentran en marchas, en las calles. Es muy difícil celebrar el orgullo días después, cuando la injusticia permanece.

El crimen cometido contra Nicole Saavedra es un femicidio, un lesbicidio y un crimen de odio. Fue asesinada por ser mujer, lesbiana y camiona. Sin embargo, para la ley solo se consideraba como femicidio si se cometía en el contexto de pareja.

Esto es importante, ya que el año 2019, la Región de Valparaíso fue calificada como una zona roja para las mujeres lesbianas debido a los asesinatos ocurridos en menos de 10 años: María Pía Castro, Susana Sanhueza y Nicole Saavedra fueron víctimas de una sociedad patriarcal y lesbofóbica de la zona, amparada por la impunidad e indiferencia de las comunidades y el Estado.

Nicole Saavedra Bahamondes vive en nuestra memoria

Existen muchos registros y manifestaciones sobre la vida y el asesinato de Nicole, la búsqueda de justicia por parte de la familia y organizaciones feministas y de la disidencia, y la denuncia contra las instituciones del Estado.

Les compartimos algunas expresiones que también nos sirvieron para elaborar este material:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Disidencias en Red es una organización que propone una postura distinta al patriarcado, el colonialismo y el sistema político-económico imperante, a la vez que crea un espacio seguro para el encuentro de la comunidad LGBTQIA+, por fuera de la heteronorma y el sistema cis-binario. Lee más.